Seminario Teologico de Aguadilla
Evangélico - Bíblico - Bautista - Fundamental
Un Plan de Acción
PUERTO RICO
ENGLISH
QUIENES SOMOS
CONTACTENOS
COMENTARIOS
DONACIONES
PUBLICACIONES
LA NECESIDAD
.
EL PATRÓN BÍBLICO
.
LA TEOLOGÍA
.
GRIEGO Y HEBREO
.
TRASFONDO BÍBLICO
.
HISTORIA DE LA IGLESIA
.
PLAN DE CURSOS
.
DETALLES
.
EL PATRÓN BÍBLICO
Copyright 2012 by Raul E. Lopez, MD, MDiv


Pablo nos dio el patrón a seguir para el entrenamiento de pastores y de otros líderes cristianos. Él le encargó a Timoteo a que "Lo que has oído de mí ante muchos testigos, esto encarga a hombres fieles que sean idóneos para enseñar también a otros." (II Timoteo 2:2). Dios quiere que la iglesia identifique a personas fieles con dones de liderato y enseñanza para que sean entrenados como pastores y maestros. Estos tienen que ser entrenado en las doctrinas de la Biblia por personas con dones de enseñanza. Vemos que los apóstoles entrenaron a aquellos quienes los reemplazaron. Pablo entrenó a Timoteo ya a Tito (y también a Onésimo) y Pedro entrenó a Marcos. La historia nos dice que Juan entrenó a Policarpo. Los apóstoles, a su vez, fueron entrenados por el mismo Señor Jesucristo, el mas grande maestro que el mundo ha visto, pues es el creador de ese mundo.

Aunque el objeto de nuestro estudio como cristiano es la Biblia, existen herramientas que nos ayuden a entender la Biblia a un nivel mas profundo. La revolución industrial moderna fue el resultado de el invento de dos instrumentos que permitieron examinar al mundo material de una forma mas precisa. Estos dos instrumento fueron el microscopio y el telescopio. De la misma forma, existen herramientas que nos permiten estudiar el contenido de la Biblia a un mayor nivel de precisión. Esto lo vemos comprobado también en la historia, pues, por ejemplo, la llegada a Europa occidental de estudiosos que pudiesen leer el Nuevo Testamento en el griego original (después de la caída de Constantinopla) fue una de las causas que impulsó la reforma protestante.

Algunos quizás se preguntarán que porque no simplemente leer la Biblia directamente y dejar que el Espíritu Santo nos guíe. Hay dos razones por la cual necesitamos hacer un estudio mas profundo. Primeramente, aunque muchas de las enseñanzas en la Biblia son sencillas y obvias, hay muchas otras enseñanzas que son complejas (como la trinidad) y otras que están parcialmente escondidas (como las parábolas o el significado del numero 666).

Pablo mismo se refiera a leche y a carne en la Biblia. No todos toleran la carne. "Os di a beber leche, y no vianda; porque aún no erais capaces, ni sois capaces todavía." (I Corintios 3:2) y en otro lugar "Porque debiendo ser ya maestros, después de tanto tiempo, tenéis necesidad de que se os vuelva a enseñar cuáles son los primeros rudimentos de las palabras de Dios; y habéis llegado a ser tales que tenéis necesidad de leche, y no de alimento sólido. Y todo aquel que participa de la leche es inexperto en la palabra de justicia, porque es niño; pero el alimento sólido es para los que han alcanzado madurez, para los que por el uso tienen los sentidos ejercitados en el discernimiento del bien y del mal. (Hebreos 5:12-14). Para entender estos conceptos complejos y encontrar los significados escondidos es necesario tener las herramientas apropiadas.

La segunda razón por la cual la lectura sencilla de la palabra no es suficiente es que, en su mayoría, los libros de la Biblia fueron escrito a grupos específicos dentro de un entorno histórico especifico. Estos libros representan casos revelatorios específicos y se enfocan en los problemas específicos de estos grupos. Para poder tomar los mandatos dado a la audiencia original y aplicarlo a nuestros problemas en un entorno moderno es necesario extraer principios generales de estos casos específicos y aplicarlos en una manera sabia a nuestros problemas. Por ejemplo, la Biblia no menciona el habito del fumar, pero muchos cristianos nos oponemos a este basado en principios generales.

top of page